16/2/11

GANADOR DE "CUENTA 140"


Todos los años por San Valentín encarga champán y caviar y la sienta a la mesa. Pasan una velada entrañable antes de devolverla al sótano.

46 comentarios:

Anónimo dijo...

Lola. Estás "insoportable" de verdad.

Enhorabuena, el micro es muy bueno y bien merecido el premio.

Un abrazo

Elena Casero

AGUS dijo...

Ya sabes que es un texto excelente. Permíteme que me detenga en ese instante de regodeo – champán y caviar incluido - que dibujas para mostrarnos un detalle amable del siniestro personaje. Logras que esbocemos una sonrisa en mitad de una escena dantesca. Una sonrisa de la que quizás luego nos arrepentiremos, pero que sin duda forma parte de nuestra naturaleza. Magnífico, Lola.

Abrazos y besos al feliz y triunfal regreso.

Maite dijo...

Se ve que Montero y tú, estáis en sintonía ;) Felicidades una vez más. Besos.

Lola Sanabria dijo...

Gracias Elena, por hacerme notar mi "insoportabilidad".

Hola, Agus. Gracias por sacar una vez más tu bisturí con mis micros. Acabo de aterrizar e iré poniéndome al día poco a poco.

Se ve, Maite. Gracias por dejarlo caer aquí.

Besos a repartir entre los tres.

David Figueroa dijo...

Me encanta este micro Lola. Muy merecido el premio.
Besos.

Jesus Esnaola dijo...

Hala, qué fuerte! Hoy oía en la radio una entrevista con la austriaca aquella que estuvo ocho años secuestrada por aquel descerebrado y este micro, claro, me la ha traído de nuevo a la cabeza. Excelente, Lola. Enhorabuena.

Puck dijo...

Felicidades!!!! El texto es brutal
Saludillos

Lola Sanabria dijo...

Muchas gracias, David.

Besos a pares.

Jesus Esnaola dijo...

Hala, qué fuerte! Hoy oía en la radio una entrevista con la austriaca aquella que estuvo ocho años secuestrada por aquel descerebrado y este micro, claro, me la ha traído de nuevo a la cabeza. Excelente, Lola. Pero no creo que haya nada de amabilidad en el personaje. La fiesta es sólo para él: champán, caviar y novia en el menú. Terrible.

Enhorabuena.

Lola Sanabria dijo...

Sí, aquello fue la rehostia en verso. No puedo ni imaginarlo, Jesus.

De brutalidades está empedrado el infierno, que diría mi abuela, Puck.

Besos agradecidos para los dos.

Luisa Hurtado González dijo...

A mí, como a Jesus, me recordaste la historia aquella. Cosas increibles que pasan.
Ahora....hasta ahora (y valga la redundancia) nadie me lo había contado tan cortito y tan bien contado. La palabra final literalmente te entierra en vida.
Un beso.

Lola Sanabria dijo...

Hola Luisa. Gracias por pasarte.

Besos a pares.

Ángeles Sánchez dijo...

Enhorabuena Lola, merecido el premio.

Besos

Lola Sanabria dijo...

Gracias, Ángeles.

Puñado de besos.

manuespada dijo...

Qué bueno, Lola, qué bueno. Juegas al contraste como nadie, ese caviar y champán contrastan de forma brutal con el tema del sótano. Recuerdo un micro tuyo de técnica similar que parecía muy tierno en un principio y luego dabas el hachazo, el del parapléjico y la sopa. Además, el tema ahora me toca de cerca porque me estoy leyendo las cartas de un asesino para hacer un documental y tienen este tipo de psicología tan paranoide. Un beso.

Lola Sanabria dijo...

Gracias Manu. Estos micros canallas dan mucho juego.

Besos a pares.

Torcuato dijo...

Buenísimo.
Felicidades, Lola.

Patricia dijo...

Merecidísimo premio!!!
Enhorabuena Lola

Propílogo dijo...

Bravo, Lola. Bestia y bravo. Velada entrañable. Qué manera de elegir el adjetivo sobre el que se apoya la bestialidad.
Abrazo espantado.

Elisa dijo...

Enhorabuena, Lola. Qué pedazo de micro, si es que a Montero lo critican mucho, pero en cuanto a los ganadores no se le puede poner ningún pero, siempre son excelentes, como este.

Lola Sanabria dijo...

Gracias, Tor.

Muchas gracias, Patricia.

Son personajes muy entrañables, de sacar las entrañas, vamos. Gracias, Gabriel.

Estoy de acuerdo contigo, Elisa, a mi los ganadores, en general, me gustan. Gracias, guapa.

Puñado de besos sin entrañas a repartir.

Nenúfar dijo...

Estupendo micro. Siniestro, intenso... Me ha gustado mucho lo de "velada entrañable", porque esa expresión tan sencilla me muestra la mente del secuestrador.

Felicidades, Lola.

Juan Leante dijo...

Enhorabuena pequeña.
Un besazo.

Baizabal dijo...

Muchas felicidades, tremendo el micro.

Mónica Ortelli dijo...

Qué buena bienvenida que tuviste, Lola. Felicitaciones por el premio. Es un excelente micro. A mí también me hizo acordar al caso de la austríaca, como para no dudar que cosas así pueden ocurrir y de hecho, ocurren. Brrr, atroz.
Abrazos.

No Comments dijo...

Enhorabuena. Vas a tener que ir haciendo hueco para tanto libro y tanto premio.
Un saludo indio

Víctor dijo...

Enhorabuena, Lola, pero a este ritmo tuyo, que sepas que voy a dejar de participar en concursos. Un abrazo y a seguir así.

Anita Dinamita dijo...

Pues eso, brutal!!!

Lola Sanabria dijo...

Gracias, compañero. Más lectura para casa.

Sí, muy fuerte. Gracias, Baizabal.

Es que el secuestrador tiene su corazoncito. Y seguro que hasta se emocionaba y todo con el champán y el caviar y ella. Gracias Nenúfar.

A cada segundo ocurren cosas atroces, Mónica. Gracias.

De eso nada, Víctor. Tú a seguir que en cualquier momento te llevas el gato al agua. Gracias.

Gracias por tu brutal, Anita.

Puñado de besos a repartir.

woody dijo...

Enhorabuena, Lola, porque es realmente bueno. Una curiosidad: ¿por qué Bad boy?
Abrazos

Lola Sanabria dijo...

Gracias woody. Bad boy porque pensaba dejar algunos micros canallas y porque fue el primer nick que me pasó por la cabeza.

Besos, mil.

Delia Aguiar dijo...

Enhorabuena, campeona!

Lola Sanabria dijo...

Muchas gracias, Delia.

Abrazos soleados.

R.A. dijo...

Hala Lola doblete!!!!!!!

Tía me acabo de enterar!!!


Es espeluznante el micro, en sólo 140 caracteres´.

Enhorabuena, qué día llevo de alegrçias Ro, ahora tú!!!!!!!

Besosososo

R.A. dijo...

Huy Lola al leer los comentarios veo que está viva. No te lo pierdas yo pensé que llevaba momificada (en plan madre de Norman Bates) desde vaya usted a saber cuándo...o sea que la raptó y la disecó vaya.....

Un beso de punta

Lola Sanabria dijo...

Gracias Rosana. En cuanto al estado de ella, yo no diría que no estuvira muerta y disecada. O sea que aquí valen todas las interpretaciones.

Besos dobles.

Nenúfar dijo...

No puedo resistirme de comentar que el relatito: SUEÑO CON MI MADRE, me parece delicioso. Enhorabuena al hijo y a la mamá.

Y a ti te reitero mis felicitaciones por tu premio.

Un abrazo.

Lola Sanabria dijo...

Hay auténticas joyas en estos relatos, gracias por hacerlo notar.

Y besos agradecidos por tu enhorabuena, Nenúfar.

Rocío dijo...

Ay, Lola, qué emoción. Todo buenas noticias. Es chulísimo y aterrador.
Oye, Rosana y yo solemos coincidir, yo también pensaba que la chica estaba muerta y que sacaba el cadaver una vez al año para cenar... Pero da mucho más miedo si está viva, donde va a parar (brr).
Besitos

Lola Sanabria dijo...

Sí, todo son buenas noticias blogeras. En cuanto a si está muerta o viva, cada cual que elija a la carta. Ya sé que R.A. y tú estáis muy compenetradas.

Puñado de besos agradecidos.

Tatty dijo...

Felicidades! me encanta ese concurso y me encantó cuando leí el microrelato el día que pusieron los ganadores, muy bueno. Saludos!!

Lola Sanabria dijo...

Gracias Tatty. Y bienvenida al blog.

Besos triples.

Gemma dijo...

Coincido con los demás, y sobre todo con Agus y Jesus. Escueto y mordaz, resulta de lo más terrorífico. El espanto suele ocultarse en la cotidianidad menos sospechosa...
Un abrazo, Lola

Lola Sanabria dijo...

Gracias, Gemma.

Mil besos.

ernesto ortega dijo...

Lola, este micro me parece brutal, de lo mejor que he leído en 140 caracteres. No sabía que era tuyo. Veo que eres una habitual del 140. Yo lo he descubierto hace poco, sin suerte, de momento, pero me parece un concurso divertido, muy bien llevado y que esconde mucho talento. Enhorabuena!!!

Lola Sanabria dijo...

Gracias, Ern. Sí, ya te he visto con tu seudónimo de toda la vida. Es cuestión de ir probando hasta dar con lo que le mola al Montero. Unas veces pasas, otras no. Unas ganas, otras te quedas como finalista, pero de momento me parece ágil y divertido.
Besos sin brutalidad.