20/5/10



VUELO SIN RETORNO

No dije que lo sabía. Porque nunca me creyeron. Porque se retiraban a mi paso. Porque era la comidilla del barrio. Porque decían que acabaría en un manicomio como mi madre. Porque esta vez no corría ningún riesgo de vivir el resto de mi vida con remordimientos. Dejé a mi hermana en el hospital y fui a despedirlo al aeropuerto agitando mi pañuelo mojado de llanto.
VIOLETAS
No dije que lo sabía cuando me habló de las poesías. Ella enhebra la aguja en silencio, con las gafas en el despeñadero de la nariz. Yo la miro, a hurtadillas, por encima del periódico. Sorbe una lágrima rebelde. Parpadea. También a mí me gustaría llorar, pero no puedo. Se queda un momento extasiada con la polilla que busca la luz del farol. También a mí me gustaría soñar, pero no sé. Deja prendida la aguja en el bajo de los pantalones, se levanta y camina por el corredor hacia la cocina. Levanta la mano derecha y acaricia, al paso, el ramito de violetas.


10 comentarios:

Anónimo dijo...

No te creas que me olvido. Me quedo con ese Vuelo sin retorno, y a quién le importaaa lo que yo hagaaa...


Un abrazo

R.A.

Lola Sanabria dijo...

Mírala, qué bonita ella. A mí también me gustó tu historia sobre conspiraciones. Y el relato finalista de la Ser es un puntazo. Te mereces ganar pero qué sabeee nadieeeee.

Besos R.A.

Anónimo dijo...

Ay chatilla...ojalá...pero...ya lo dice Raphael :DDDDD.


Besicus


R.A.

Anónimo dijo...

Jope Lola, entra una en lo de Eñe y se encuentra con maravillas como Rebelión y Tatuaje.

Lo mismo escribes fantástico que realista que surrealista.


Besicos

R.A.

Lola Sanabria dijo...

Dependerá del escritor que lleven de jurado. Si te sirve de algo, tu micro parte como favorito mío.

Besos y a seguir.

Lola Sanabria dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Felicidades por tu relato finalista en Eñe. Te lo mereces.

Besico


R.A.

Lola Sanabria dijo...

Gracias R.A. Me ha costado colar uno, sí,pero al final entró.

Millón de besos.

juan leante dijo...

Much, mucho me han gustado esas violetas
Besos.

Lola Sanabria dijo...

Es que no hay nada como las flores para despertar la ternura. Gracias, compañero.

Un achuchón muy fuerte.